A casi medio siglo de la ascensión de Pinochet a la comandancia en jefe del ejército

La próxima semana se cumplen 49 años de la designación de Pinochet a la comandancia en jefe del ejército. Aquí les relatamos el contexto de la polémica nominación. En el pleno del Consejo del PS se produjo la votación y la designación fue respaldada por 44 votos a 1. Ese solitario voto fue de Hernán Coloma (entrevistado de forma exclusiva por El Regionalista); la historia le daría la razón sobre su desconfianza respecto de Pinochet.

Edison Ortiz

El 23 de agosto su nombramiento pasó en un contexto de crisis generalizada, casi inadvertida por la prensa y la opinión pública. La noticia a nivel nacional fue más bien la renuncia, primero, de los militares al gabinete y, luego, la de Prats al máximo cargo del ejército y, por ende, de las fuerzas armadas y de orden.

Así, por ejemplo, Pierre Kalfon, periodista francés, corresponsal de los hechos que acompañaban al gobierno popular para los periódicos Le Monde, de Paris y, a veces, también, para el semanario Le Nouvel Observateur, según definición propia: “observador atento y amistoso”, se concentró en el significado del retiro de los militares y de la renuncia de su comandante en jefe. Así, Le Monde, el sábado 25 de agosto, titulaba: “Importante éxito de la oposición de derechas. La dimisión del General Prats priva a Allende del amparo del ejército”. Al día siguiente, el mismo matutino titulaba: “¿Cuenta atrás en Santiago? Las fuerzas de oposición chilenas se preguntan si ha llegado el momento de acabar con Allende”. El periódico, en cuestión, solo señala que: “el general Augusto Pinochet, que sucede a Prats a la cabeza del ejército estaría cercano a la Democracia Cristiana”.

Únicamente en el PS, en el pleno de agosto, donde se abriría una distancia abismal entre el PS y su “compañero presidente”, que casi llegó a expresarse públicamente – ver nota respectiva sobre la carta a Allende que nunca llegó –, se discutió el factor Pinochet. Carlos Altamirano, en Memorias críticas (Gabriel Salazar), señala los reparos que generaba su figura en el PS: “la discusión fue mayor cuando Salvador designó a Pinochet como comandante en jefe. Yo por lo menos le dije ‘pero Salvador, mi información es que Pinochet es un general de la peor ralea. Pertenece al mundo de los generales cuarteleros – son los que no tienen mucha cultura mundana porque están todo el tiempo preocupados de la limpieza de los botones, de las armas, los zapatos… – que no tienen ningún sentido político’. ‘Mira, – fue su contestación -, quien me lo ha recomendado es el general Prats. ¿Me dijo que es un hombre de toda su confianza, tú crees que tus informantes saben más que Prats?’ No me quedó más que decirle, ‘bueno, si goza de la confianza de Prats y si Prats dice eso… entonces retiro mis argumentos”.

Hernán Coloma

Similar hecho repetirá Hernán Coloma, miembro de la comisión política en ese histórico pleno – ver entrevista exclusiva –, cuando argumenta su voto en contra respecto de la designación de Pinochet. Hernán, tal como lo señala en la entrevista, tuvo información sobre el carácter ambiguo y oscuro del personaje, que se la habría proporcionado el diputado del Partido Nacional, Julio Subercaseaux, quien tenía mucha relación con grupos militares y le habrían comentado un incidente del militar, estando en la I división del ejército, cuando perdió “los juegos de guerra” con Bolivia, situación que debería haberle provocado la renuncia, por la vergüenza que ello significaba para el ejército, pero Pinochet, fiel a su estilo, no solo no renunció, sino que siguió ascendiendo en su carrera militar.

Un segundo cuestionamiento del periodista fue sobre el papel de Pinochet, como jefe de plaza de Santiago, en los oscuros acontecimientos que rodearon el asesinato de Edmundo Pérez Zujovic (1971) y el papel de la Vanguardia Organizada del Pueblo (VOP) en ese hecho. Los antecedentes del equipo del PS, que monitorea el controvertido asesinato, apuntan a que la organización estaba infiltrada por la CIA y, de hecho, llegan a capturar a un norteamericano de origen asiático en el incidente, personaje que, al día siguiente de su detención, se le confiere su libertad sin mayor investigación y abandona el país. Coloma, también indica que pillaron al último sobreviviente y participante de la VOP en el hecho, quien podía testificar y develar cómo ocurrieron los hechos. Al entregarse, levanta las manos en señal de rendición, pero el jefe de plaza, sin embargo, ordena a la tropa dispararle a quemarropa, y con su muerte desaparece el último testigo que podía torcer la verdad montada sobre los verdaderos responsables del asesinato del ex ministro de Frei Montalva. Según el ex secretario de comunicaciones, agitación y propaganda del PS, “Pinochet trabajaba ya antes para la CIA”. Esto es bastante creíble a la luz de los documentos desclasificados de la CIA, que documentan el proyecto FUBELT, mediante el cual el organismo norteamericano habría comenzado operaciones encubiertas en Chile desde los años 60 (Kornbluh, The Pinochet File, 2003, 2).

Se produjo la votación en el seno del PS y la designación es respaldada 44 a 1. Solo Hernán Coloma votó en contra, aunque la historia le dará la razón sobre sus presunciones respecto de Pinochet. En tanto, este último, con una biografía muy similar a la de Francisco Franco (Paul Preston), sin grandes talentos, salvo la promoción de sí mismo, de mucho apego a una figura femenina (a diferencia de Carmen Franco), su esposa Lucía hará de la mediocridad, la lisonjería, y luego, cuando llega al poder, de una brutalidad no vista, toda una metodología para acceder al poder y conservarlo. No por nada Pinochet fue un reconocido admirador de Franco.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras Noticias

No hay seguridad sin soberanía alimentaria
03 diciembre 2022
La poesía es colectiva y leer es vivir dos veces
03 diciembre 2022
La frivolidad de Boric
03 diciembre 2022
A propósito del monumento a Aylwin y “la política de lo posible”
03 diciembre 2022
Lanzamiento del libro "Carga viva"
27 noviembre 2022
Editorial
26 noviembre 2022