Editorial

Avanzar sin tranzar o tranzar para avanzar

Rolando Cárdenas

Otra semana interesante, para quienes nos gusta la política y lo social, en un mundo que cambia día a día. En esta edición de El Regionalista veremos un variopinto despliegue de temas que van desde la forma en que se celebró el Día de la Victoria de la Unión Soviética sobre Alemania el 9 de mayo, hasta los desafíos para la Innovación en nuestra región y el encuentro de veintinueve liceos PACE de nuestra región. Los temas regionales de Chile son siempre prioridad en este medio y esta semana publicamos notas sobre la crisis hídrica y los fondos de agua, y el fallecimiento de un cantante sanantonino.

Como es habitual, tratamos temas políticos, tal como las elecciones internas del PS este domingo. Además, otras temáticas de gran relevancia, como la evaluación critica de las medidas del Banco Central para enfrentar el proceso inflacionario que vivimos o las secuelas en salud mental, que dejo el cierre de las escuelas, y que tiene a un sistema educacional estresado y con dificultades para enfrentar las brechas que se produjeron estos dos últimos años.

Veamos que ha pasado, además, a nivel nacional.

El gobierno y la complejidad

No es posible dejar de apreciar cómo, cada día, se hacen más patentes las diferencias en el gobierno y sus coaliciones de apoyo. Esto obliga a establecer negociaciones paralelas, tanto con los partidos de las coaliciones gobernantes y la oposición de forma paralela, para intentar avanzar en una agenda que permita enfrentar el grave y, ya a estas alturas, descontrolado problema, de la delincuencia y la violencia en la Araucanía.

Esto ha significado que el gobierno no pueda tomar definiciones claras de cómo actuará, tanto en lo legislativo como operacional, lo que va dibujando lenta, pero sostenidamente una imagen de descontrol, que se acrecienta con casos como el asesinato de la periodista Francisca Sandoval, como en la declaración del líder de la CAM, Héctor Llaitul, llamando al uso de las armas.

Como medio de comunicación repudiamos este acto de violencia y señalamos nuestra preocupación por la creciente violencia en nuestro país. Este es uno de los mayores desafíos que enfrenta el nuevo gobierno. Ya no es solo la creciente delincuencia, sino el narcotráfico y la violencia en la Macrozona Sur, con organizaciones rayanas en el terrorismo.

A lo anterior, hay que agregar los desajustes al interior del propio gobierno, donde la muestra más notoria es la consulta que pretende realizar el subsecretario de Relaciones Económicas Internacionales, Ahumada, respecto a los tratados de libre comercio, que lo ha enfrentado a Marcel y a la propia canciller Urrejola. Y aquí se ha planteado una discusión política de fondo, que dice relación con las posibilidades reales del gobierno del presidente Boric, cuál es el sentido que tiene y cómo debe avanzar.

Chile y el mundo están viviendo transformaciones profundas que han puesto en cuestión el modelo de desarrollo imperante, tanto en lo económico como en lo política, cultural y social. Boric es elegido recogiendo esa disconformidad de la sociedad y proponiendo un conjunto de reformas que avanzan hacia un modelo de estado de bienestar. Algunos, como el politólogo Juan Pablo Luna, sostienen que es muy difícil que pueda avanzar en reformas de gran calado, por lo que el papel central del gobierno debiera ser la reconstrucción de una comunidad rota para: “sentar las bases de una nueva lógica de convivencia e integración social, que permita gradualmente irse haciendo cargo de los problemas que enfrenta Chile”.

Por otra parte, hay quienes sostienen que se deben llevar adelante las reformas propuestas, ya que, de no hacerse, el país se volvería aún más ingobernable, si eso fuere posible. O, como piensan otros, ir avanzando en la medida de los posible, sin terminar negociando todo como se acusa a la Concertación y sus gobiernos.

El avance de la Convención

La Convención está en la etapa final de las propuestas que conformarán la nueva carta fundamental, la que será redactada como un todo coherente, a través de la comisión de armonización. Hay que decir que estos últimos días se ha producido una morigeración de las propuestas aprobadas, por el pleno que pueden permitir enfrentar el plebiscito de salida desde una mejor posición.

Veremos qué pasa con el intento de reponer algunas normas rechazadas por el pleno, que están siendo repuestas, a través de comisiones distintas donde fueron presentadas inicialmente. Por tal razón, algunos convencionales han considerado realizar una presentación ante la Corte Suprema. Si esto se realiza, incorporaría otro elemento de conflicto de inesperadas consecuencias.

Las encuestas siguen mostrado el crecimiento del rechazo, por lo que la campaña será relevante y, en un escenario en que forma y fondo se confunden, el papel de los actores será decisivo. El gobierno que sufre el deterioro de su aprobación, los convencionales que no sólo con sus dichos, sino con sus desafortunadas actitudes, han generado gran desconfianza en la ciudadanía; la derecha, que sigue potenciando figuras ligadas a Pinochet o a su legado representan pasivos a considerar en la estrategia comunicacional de la campaña, para las del apruebo y del rechazo.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp